Exceso de hambre y sed en los gatos geriátricos

gato comiendoLos gatos son considerados geriátricos cuando tienen alrededor de 15 años de edad y con la edad vienen cambios en su estado de salud. Puedes notar un aumento en su ingesta de alimentos y agua, lo que podría significar una condición médica subyacente que requerirá de un tratamiento cuidadoso para que pueda disfrutar de sus años dorados.

Diabetes. La diabetes felina es una condición común que hará que tu gato adulto visite frecuentemente sus platos de comida y agua. Los gatos que tienen diabetes no utilizan la hormona insulina que tienen en su cuerpo adecuadamente para metabolizar la glucosa que se encuentra en su sangre. Si no puede acceder a la glucosa que circula por su torrente sanguíneo, su cuerpo no puede obtener la energía que necesita para mantenerse sano y activo. Tu gato siente necesidad de comer más ya que no está recibiendo la energía adecuada y la nutrición que necesita de su comida y por eso bebe más para ayudar a eliminar el exceso de glucosa de sus riñones. Otros síntomas incluyen aumento de orina y pérdida de peso.

Hipertiroidismo. Otra condición común entre los gatos mayores es el hipertiroidismo, lo que significa literalmente que hay una producción excesiva de hormona tiroidea. Dos pequeñas glándulas tiroideas en la base del cuello producen las hormonas necesarias para regular y controlar el funcionamiento de casi todos los otros órganos del cuerpo. Si una o ambas glándulas se dilatan y comienzan a expulsar más hormonas de lo normal, esto puede hacer que el cuerpo de tu gato se salga de control, lo que hará que coma y beba más que de costumbre. Otros síntomas parecidos a los de la diabetes felina incluyen aumento de la orina y pérdida de peso.

Diagnóstico. Independientemente de lo que pienses que puede tener tu gato, debes llevarlo al veterinario de inmediato. El veterinario le realizará varias pruebas de sangre y orina para buscar un exceso de hormona tiroidea o glucosa en su sistema. Tu gato puede necesitar pruebas adicionales tales como diversas exploraciones o radiografías para verificar el tamaño de sus glándulas tiroides. Dado que muchas de las condiciones en los gatos de edad avanzada ofrecen síntomas similares, debes tener en cuenta si presenta cualquier cambio en el comportamiento o la rutina para que le puedas decir al veterinario cuando te pregunte.

Tratamiento. Por desgracia, cualquiera de estas enfermedades no se trata con una píldora. Ambas condiciones pueden requerir medicamentos y tu gato diabético puede necesitar inyecciones diarias de insulina para ayudarle a absorber la glucosa adecuadamente. Tendrás que modificar la dieta de tu gato diabético para asegurarte de que recibe la cantidad adecuada de nutrientes. Los gatos con hipertiroidismo pueden requerir una cirugía para extirpar las glándulas hiperactivas lo que puede conllevar a la aparición de otros problemas de salud tales como daño a las glándulas paratiroides y la laringe. El veterinario discutirá todas las opciones contigo y te ayudará a decidir cuál es la mejor opción para tu gato.

libro¿Crees que conoces a tu gato?...descarga gratuitamente nuestro ebook: "Observando a los gatos" y aprende a conocer realmente a tu felino. Un libro de lectura impresindible para todos aquellos que amamos a nuestras mascotas y que deseamos entender cada uno de sus paradójicos comportamientos. ¿Qué esperas?... ¡ES GRATIS!
Esta entrada fue publicada en Entendiendo a tu gato, Problemas comunes y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.